Receta de flamenquines de pan de molde

 

Los flamenquines de pan de molde son una de las formas más sencillas de elaborar este jugoso plato. Solamente necesitas unas rebanadas de esta clase de pan, unas lonchas de queso, jamón dulce ¡y podrás elaborar estos deliciosos flamenquines en un santiamén!

Si vas a justo de tiempo y necesitas elaborar algo rápido, los flamenquines son una de las más utilizadas opciones con las que cuentas. Además puedes acompañarlos de otros platos igual de simples como una ensalada césar o unos huevos revueltos con tomate.

Y si tienes peques en el hogar, ¡entonces no lo dudes! Los estos flamenquines con pan de molde les hará chuparse los dedos. ¿Listo para empezar con esta receta que te recomendamos hoy en Comidastipicasde.com? ¡Vamos allá!

Ingredientes

  • 8 rebanadas de pan de molde
  • 8 lonchas de queso
  • 8 lonchas de jamón cocido
  • 2 huevos
  • 150 grs. de pan rallado
  • Aceite de oliva
  • Sal

Preparación de los flamenquines de pan de molde

  1. Con la asistencia de un rodillo de cocina vamos a estirar bien cada rodaja de pan de molde sobre la encimera, quitándole primero la corteza si la tiene. Debemos dejarlas lo más finitas viable, porque después la vamos a enrollar con el jamón cocido y el queso, y por eso no puede quedar muy gruesa.
  2. Sobre una rodaja de pan vamos a prolongar una loncha de jamón cocido y encima otra de queso. Apretamos bien con las manos, porque tienen que quedar lo más unidas viable.
  3. A continuación vamos a enrollar bien el flamenquín. Cuando tengamos listo este primer flamenquín, vamos a reiterar todo el desarrollo hasta gastar el resto de pan.
  4. En un plato hondo vamos a batir bien los dos huevos y en otro plato ubicamos el pan rallado. En este momento vamos a rebozar los flamenquines de la siguiente manera: primero los pasamos por el huevo hasta que quede bien impregnado y acto seguido lo pasamos por el pan rallado.
  5. Tenemos que procurar que quede bien cubierto tanto de huevo como de pan rallado, porque si no el rebozado se puede romper en el momento de freír los flamenquines. Esto no solo estropearía su apariencia, sino que haría que estuviesen menos crocantes.
  6. Ponemos una sartén al fuego con algo de aceite de oliva (que cubra bien el fondo) y vamos friendo los flamenquines a fuego medio unos 2 minutos por cada lado hasta que estén dorados. Cuando estén completados los pasaremos a una fuente con papel de cocina absorbente.
  7. ¡Y los flamenquines con pan de molde ya están completados para comer! Te sugerimos que los comas antes de que se enfríen!
  8. Como has podido corroborar, prepararlos es muy simple. Ten en cuenta que cuanto más calentitos, ¡más crocantes estarán! ¡Esperamos que te gusten!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *